//

Ministros mexicanos plantearán en EEUU abandono de TLCAN si no es beneficioso

México, 24 ene (EFE).- El canciller mexicano, Luis Videgaray, y el secretario de Economía, Ildefonso Guajardo, viajarán esta tarde a Washington con el mensaje de que México no aceptará un nuevo tratado del libre comercio que no resulte ventajoso para todas las partes y con la intención de dar "certidumbre" en los mercados.

"Si vamos a ir por algo que sea menos de lo que tenemos, no tiene sentido quedarnos", dijo Guajardo a la cadena Televisa en relación con la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) que el nuevo presidente de EE.UU., Donald Trump, quiere emprender.

Los secretarios se reunirán, durante los días 25 y 26, con miembros del nuevo Gobierno estadounidense, entre ellos el jefe de Gabinete, Reince Priebus, el consejero de Seguridad Nacional, Michael Flynn, y los directores del Consejo Nacional de Economía, Gary Cohn, y del Consejo Nacional de Comercio, Peter Navarro.

El TLCAN será uno de los grandes temas que se pondrán sobre la mesa, en un diálogo en el que también se tratarán aspectos de seguridad y migración.

Trump confirmó el lunes su intención de iniciar en breve la renegociación del TLCAN, firmado hace más de dos décadas por EE.UU., México y Canadá, y que el republicano considera que va contra los intereses comerciales de su país.

Ante ello, México plantea una estrategia de negociación firme, que se base en el "ganar-ganar", como adelantó esta semana el presidente Enrique Peña Nieto cuando marcó las prioridades de su país de cara al proceso.

Si no es así, Guajardo dijo que el país se negará a permanecer en el tratado, ya que "no habría otra opción": "No se puede sentar uno a la mesa sin traer parque con qué jugar, porque simplemente solo estaría aceptando condiciones", defendió.

Aseguró que México se levantará de la mesa si EE.UU. mantiene su intención de establecer un impuesto a las remesas o de hacer que el país latinoamericano pague el muro que Trump quiere construir a lo largo de toda la frontera común; ambas acciones han sido anunciadas por el republicano durante su campaña electoral.

En cuanto a la repatriación de millones de migrantes mexicanos indocumentados, el secretario señaló que "hay que tener una claridad en el proceso", pero que México exigirá "trato respetuoso a los derechos migratorios" y que, si hay deportaciones, estas sean "ordenadas y claramente definidas".

Guajardo confía en que la visita ayude "a mejorar las expectativas y la incertidumbre que el mercado financiero y cambiario han dado estos días", gracias a "los mensajes y los mandatos" que salgan de las reuniones.

"Esperemos estar en una clara definición de cuál va a ser el camino para la modernización del acuerdo", agregó el secretario.

El próximo 31 de enero, Trump recibirá a Peña Nieto en la Casa Blanca, en el que será el segundo encuentro del nuevo presidente con un mandatario extranjero, después del que mantendrá este viernes con la primera ministra británica, Theresa May.

Tweets